Cómo controlar el peso de la mochila en la espalda de los niños  

Controlar-peso-mochilas

Los problemas de espalda se convirtieron en un auténtico problema hace algunas décadas, cuando los alumnos, sobre todo de infantil, debían llevar a cuestas los libros de todas las asignaturas, ya que en la mayoría de colegios no permitían que el material escolar se quedara en clase, o bien necesitaban esos libros para hacer los deberes en casa. Con la llegada de las nuevas tecnologías esta problemática se ha reducido, ya que cada vez es más habitual el uso de tabletas. De todas maneras, el peso de este tipo de dispositivos electrónicos sumado a los libros y cuadernos que llevan los más pequeños, hace necesario seguir una serie de pautas para controlar el peso de la mochila.

 

Tips para controlar el peso de la mochila escolar

 

  • Organización. Puede parecer una tontería, pero con una buena organización se puede prescindir de peso innecesario en la mochila. Lo más aconsejable es elaborar una lista con el material imprescindible, así evitaremos llenarla de cosas que no se necesitan.
  • Peso. Es importante optar por materiales ligeros. Algo que debe empezar por la propia mochila, las hay que vacías, ya pesan bastante. Deberíamos escoger una muy ligera y amplia. De todas maneras, aquí existen diferentes opciones:

– Mochila de ruedas: Evita tener que cargar con el peso a la espalda.

– Mochila tradicional: Que tenga las correas ajustables, anchas, acolchadas y que sea ligera.

Después, evitar los estuches voluminosos y de materiales pesados como el metal o el plástico. Lo mejor es un estuche de tela. Lo mismo con los bolígrafos, cuadernos, clasificadores, etc. La mejor opción son los de tapa blanda.

Los expertos recomiendan que el peso de la mochila no debe superar el 15% del peso del propio niño. También es sumamente importante que se reparta ese peso de forma equitativa.

– Prohibido que los niños lleven la mochila por una sola correa, ya que estarán cargando todo el peso en un único lado.

– Es primordial que se distribuya el contenido de la mochila de forma equitativa. Si se carga, por ejemplo, el bolsillo del lado derecho y no el izquierdo, tendremos el mismo efecto que si el niño llevara la mochila sobre un único hombro.

  • Deporte. La práctica de algún deporte es algo primordial en cualquier circunstancia, pero todavía lo es más en este caso, ya que permitirá reforzar la espalda y sus músculos para que se puedan evitar lesiones y dolores lumbares en los más pequeños.
  • Tiempo. Es importante que padres y profesores controlen el tiempo que los niños cargan con la mochila, no debería ser superior a 15 minutos según los expertos.

La web www.guiainfantil.com ha creado un vídeo explicativo sobre la mejor manera en la que los niños deben colocarse la mochila, tanto si es de ruedas como tradicional, y algunos consejos básicos para evitar las lesiones en la espalda de los pequeños.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *