Entradas

 

Llega la primavera y con la nueva estación también lo hace el buen tiempo. Apetece sacar del armario la ropa más ligera. ¿Te gustaría crear tus propios diseños? Te contamos cómo decorar tus camisetas paso a paso con rotuladores POSCA. ¡Bienvenida primavera!

 

Los 5 pasos para crear tus propias camisetas con POSCA

 

Es la manera más fácil y original de llevar diseños exclusivos y a tu gusto. Apenas necesitarás unos cuantos materiales para poder crear tus propias camisetas de forma fácil y, sobre todo, única. ¿Qué necesitarás?

 

  • Rotuladores y marcadores POSCA de todos los colores. Cuantos más, mejor.
  • Barniz transparente apto para textiles.
  • Pinceles.
  • Imaginación o en todo caso plantillas con los diseños, dibujos o ilustraciones que más te gusten…
  • Una camiseta básica de la forma y el color que prefieras. Te recomendamos que sea blanca para que los colores de los rotuladores se adhieran fácilmente y se distinga bien la gama cromática. Además, te recomendamos que sea de algodón, un material textil que funciona muy bien para tintar con cualquier tipo de utensilio, en este caso rotuladores POSCA.

 

El paso a paso para crear tu propia camiseta con POSCA:

 

  1. Elige el diseño y haz un pequeño croquis sobre un papel para poder corregir errores, borrar, dibujar de nuevo… Cuando lo tengas claro, realiza el traspaso a la camiseta.
  2. Comienza dibujando los contornos de los dibujos del diseño deseado. Mejor con un rotulador POSCA de color negro.
  3. Rellena el interior de los contornos del diseño. Aquí puedes ir eligiendo los colores deseados dependiendo del dibujo que estés creando. Pero también puedes darle rienda suelta a tu imaginación.
  4. Con la ayuda de los pinceles aplica sombreados para darle textura al diseño y que parezca más real y profesional.
  5. Una vez que hayas terminado, deja que se seque por lo menos 24 horas. Luego aplica con la ayuda de un pincel el barniz transparente. Esto ayudará a que no pierda intensidad el color y no se emborrone. De todas maneras es recomendable lavar siempre a mano con un jabón suave.

 

Con las vacaciones de Semana Santa a la vuelta de la esquina y la llegada del verano cada día más cerca, apetece darle un poco de color a nuestras agendas y contar el tiempo que falta para los días libres y los planes al aire libre durante la primavera y el verano. ¿Preparamos un calendario DIY? El Do It Yourself está de moda y es perfecto para crear nuestros propios calendarios.

 

¿Por qué crear un calendario DIY?

 

Los calendarios comprados suelen tener diseños predefinidos y dan poco juego para poder adaptarlos a nuestras necesidades y gustos. Lo habitual es hacernos con aquel que mejor se adapta a lo que buscamos:

 

  • Diario.
  • Semanal.
  • Mensual.
  • Anual.

 

Y también que incluya un tipo de diseño que nos agrade:

 

  • Clásico.
  • Moderno.
  • Vintage, etc.

 

Crear tu propio calendario te permite tener la libertad de crearlo de la manera que prefieras y que incluya todo aquello que desees, es como tener un calendario a la carta.

 

Cómo crear tu propio calendario DIY en 7 pasos

 

Una vez que hayas decidido si quieres que tu calendario sea semanal, o anual o de otro tipo, es importante que te hagas con aquellos materiales que necesitarás para llevarlo a cabo.

 

  • Papeles decorados y láminas recortables (las podrás encontrar en papelerías especializadas y bazares).
  • Pegatinas (del tipo que más te guste, desde números, letras a otros diseños).
  • Tijeras, cúter y una regla.
  • Cinta de doble cara.
  • Fotografías (propias o elegidas de internet u otras publicaciones).
  • Una plantilla de calendario impresa.
  • Cartulinas, anillas o pegamento y lápices.

 

Una vez que tengas todo el material listo, ¡solo tendrás que comenzar!

 

  1. Recorta una cartulina de 29cm de largo y 21 de ancho.
  2. Con la ayuda de una regla y un lápiz traza líneas primero a 1cm, luego a 11, otra vez a 11 y luego a 6 cm. Luego las doblaremos para crear un calendario de pie de mesa en forma de triángulo-rectángulo y lo uniremos con pegamento. Si lo prefieres puedes quedarte con el recorte de la cartulina y hacer un calendario plano que puedes colocar sobre un corcho o pizarra magnética o incluso en la mesa de trabajo.
  3. El siguiente paso es recortar un trozo de papel decorado de un tamaño parecido a la cartulina y engancharlo. Será nuestra base para empezar a recrear el calendario.
  4. Utiliza el calendario que hayas impreso para calcar los básicos: Meses del año, los días, etc.
  5. A partir de aquí deja volar tu imaginación: Engancha las imágenes que quieras, en laterales, el centro… Usa las pegatinas…
  6. Y si has optado por el calendario de sobremesa, deberás crear una cartulina diferente para cada mes y luego unirlas todas a través de unas anillas
  7. En el blog “Anita y su mundo” incluyen imágenes explicativas que te ayudarán a ponerlo sobre el papel. Te dejamos aquí su artículo.