Test Rosenberg: Una manera de detectar la baja autoestima

,
Test-Rosenberg

¿Cómo se mide la intensidad de un sentimiento? Una de las primeras cosas que nos enseñan en la escuela es que los sentimientos no son algo tangible, que pueda verse o tocar, pero que sin embargo sentimos todos los seres humanos. Amor, odio, tristeza… La autoestima es el aprecio o la consideración que tenemos hacia nosotros mismos y solo puede estar formada de sentimientos que nos dedicamos. Podemos o no querer nuestro cuerpo, nuestra forma de ser, de trabajar, de comportarnos. ¿Cómo se mide? El test Rosenberg es capaz de responder a esta pregunta indicando cuál es el nivel de autoestima que tenemos, tanto niños como adultos.

 

¿Cómo medir la autoestima?

 

Medir el nivel de autoestima es importante para detectar a tiempo patologías como pueden ser una depresión u otros trastornos que nos afecten a nivel psíquico. Para conseguirlo el Doctor en Sociología, Morris Rosenberg, ideó en 1965 su famoso test de medición de la autoestima. Lo publicó en el libro “La sociedad y la autoestima del adolescente”. En un principio estaba dirigido a esta franja de edad, aunque en la actualidad se utiliza también en niños y adultos.

 

Se trata de una escala que consta de 10 afirmaciones sobre la valía personal y el grado de satisfacción que tenemos con nosotros mismos. Cada una de estas frases es puntuada por el propio paciente del 0 al 4 según sus sensaciones. El 0 significa estar en total desacuerdo con la afirmación y el 4 totalmente de acuerdo.

 

La escala de Rosenberg

 

  • 1. Siento que soy una persona digna de estima, al menos en igual medida que los demás.
  • 2. Siento que tengo cualidades positivas.
  • 3. En general, me inclino a pensar que soy un/a fracasado/a.
  • 4. Soy capaz de hacer las cosas tan bien como la mayoría de los demás.
  • 5. Siento que no tengo mucho de lo que enorgullecerme.
  • 6. Adopto una actitud positiva hacia mí mismo/a.
  • 7. En conjunto, me siento satisfecho/a conmigo mismo/a.
  • 8. Me gustaría tener más respeto por mí mismo/a.
  • 9. A veces me siento ciertamente inútil.
  • 10. A veces pienso que no sirvo para nada.

 

Una vez que el paciente ha valorado estas afirmaciones se suma la puntuación obtenida. Menos de 15 puntos indica una autoestima baja y entre esos 15 y los 25 estaríamos hablando de una autoestima normal.

 

Los diversos estudios que se han realizado de este test indican que las personas más extrovertidas suelen tener una autoestima más alta que aquellas que son más tímidas. Si quieres calcular cuál es tu nivel de autoestima de forma rápida, desde la web psicopedia.org han elaborado este test interactivo. De todas maneras, recomiendan consultar con un profesional para obtener unos resultados más fiables.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *