Entradas

Acaba de arrancar el curso escolar y, como el tiempo pasa volando, pronto vendrán, también, los exámenes. En este artículo vamos a ver a cómo usar los colores para estudiar, ya que un buen uso nos puede llevar a tener unos mejores resultados.

A la hora de estudiar, no obstante, no sólo son importantes los colores que usamos para realizar esquemas, tomar apuntes o subrayar, también tiene incidencia, según los expertos, los colores de la habitación o estancia en la que estudiamos.

Cómo usar los colores para estudiar

Colores de la habitación

Se recomienda que el entorno del estudiante sea un color suave, preferiblemente verde o azul, porque éstos nos brindan tranquilidad y, obviamente, ésta tiene repercusión positiva en la concentración.

Otro truco que acostumbran a dar los expertos en la materia es, siempre y cuando la mesa de estudio no esté en la pared opuesta a la ventana, pintar dicha pared del mismo color que la habitación pero de un tono más subido o vivo. Esta medida nos permite un contraste mayor con los tonos claros y, sobre todo, con los blancos, que es el color del que son la gran mayoría de libros y materiales de estudio.

Colores para estudiar en papel

A la hora de estudiar, sobre todo cuando tenemos que trabajar con textos muy largos, es recomendable subrayar y tomar notas para memorizar con mayor facilidad. Y los colores con los que lo hacemos no son gratuitos porque nos pueden ayudar a conseguir mejores resultados.

Qué colores usar para subrayar

Si subrayamos en lápiz o bolígrafo, el color más adecuado es el rojo porque es el que mejor memoriza nuestro cerebro. Pero no es un color del que se deba abusar; es aconsejable usarlo únicamente en palabras muy concretas que den sentido al texto. También se recomienda para marcar aquellas palabras que, por el motivo que sea, nos cueste memorizar.

Otro color que el cerebro generalmente también recuerda muy bien es el azul. Es aconsejable usar un bolígrafo de color azul siempre que la tinta del material o libro que vamos a subrayar sea negra. El azul también nos puede servir para añadir notas que nos ayuden a dar un significado contextual o explicativo que nos sirva a aquello que estamos estudiando.

Los subrayadores o marcadores de colores flúor también son de gran utilidad para indicarle a nuestro cerebro dónde se encuentra lo más importante de un texto y, por ende, donde debemos fijar nuestra atención. Podemos usar, en función de nuestras preferencias, cualquier color, pero es importante que no lo subrayemos todo porque entonces habremos perdido la esencia.

También se aconseja usar el mismo color para el mismo elemento o tema porque, de esta manera, hacemos una asociación que nos hace más fácil la asociación y, por tanto, el recordatorio.

¿Se te ha acabado el libro que estabas leyendo y buscas recomendación?. En este artículo, basándonos en el artículo “50 libros recomendados para leer en el verano del 2017” publicado por Ernest Alós en El Periódico de Catalunya recomendamos cinco libros para leer en vacaciones.

Libros recomendados para estas vacaciones

‘Nosotros en la noche’ de Kent Haruf

En este libro, publicado por Random House y perteneciente al género romántico, una mujer mayor llama a la puerta de un viudo. Los dos están solos. ¿Por qué no hacerse compañía? ¿Por qué no vivir compartir casa y cama, aunque solo sea para darse amor el uno al otro?

‘Las defensas’ de Gabi Martínez

En este divertido libro, publicado por Seix Barral, Martínez se pone en la piel de un neurólogo al que trataron como un loco cuando padecía una enfermedad autoinmune tras cuyos pasos estaba y que se autodignosticó sin que nadie lo creyese debido a su locura. Todo se soluciona cuando otro médico descubre la dolencia que sufre.

‘Los senderos del mar’, de María Belmonte

María Belmonte, tras recordar en su último libro a los helenistas que fueron a la búsqueda de las fuentes de la tradición occidental. Con esta novela, también equipada de la atracción romántica por el paisaje, nos lleva a lo largo de la preciosa costa vasca.

‘Corrupción policial’, de Don Winslow

Don Winslow pasa de sus novelas sobre los carteles de la droga (en las que se ha hecho un destacado hueco) a una histórica clásica de policías duros muy corruptos en el Departamento de Policía de Nueva York. Es una novela adictiva, publicada por RBA, a pesar de contener frases lapidarias y tirando a tópicas ‘Harry el Sucio’.

‘Recordarán tu nombre’, de Lorenzo Silva

Según Alós no se trata de una novela trepidante. Pesan sobre ella expedientes de consejo de guerra, hojas de servicios, etc. Pero, según el autor, “es igual: es un señor acto de justicia sobre la figura del general de la Guardia Civil Aranguren, clave en la derrota de la sublevación militar el 19 de julio de 1936 en Barcelona”.

Tanto los más mayores como los más pequeños estamos esperando que lleguen las vacaciones de verano para poder descansar y disfrutar. Planeamos viajes, vamos a la playa, dejamos de madrugar, etc. Pero, ¿deben hacer los niños y niñas deberes en verano? ¿Es bueno que desconecten completamente del colegio como pretendemos hacer los adultos con el trabajo?

Defensores y detractores de los deberes en verano

Los deberes en verano son un tema que genera una gran controversia. A pesar de que todos los expertos coinciden en que depende del niño y del curso escolar que haya realizado. Es decir, no es lo mismo un niño o niña que ha tenido buenos resultados académicos que uno que ha suspendido muchas.

No obstante, vamos a ver, a grandes rasgos, qué es lo que argumentan tanto los defensores como los detractores de una parte como de la otra.

Defensores de los deberes en verano

Entre los defensores de realizar tareas escolares durante los meses de vacaciones, entre los que podemos encontrar, por ejemplo, la CONCAPA (Confederación Católica Nacional de Padres de Familia y padres de Alumnos), se esgrimen argumentos como que los deberes en verano son necesarios porque se deben reforzar las materias curriculares para que se fijen y amplíen los conocimientos adquiridos durante el curso. En la misma línea, afirman que realizar deberes en verano también es muy importante para conservar el hábito de estudio y la disciplina.

No obstante, los partidarios de realizar deberes durante el verano no abogan por unas vacaciones absolutamente centradas en los deberes. En casos en los que no existen dificultades de aprendizaje ni ninguna anomalía, recomiendan, desde la CONCAPA, un cuarto de hora diario para los alumnos de infantil y una hora para los de primaria.

Detractores de los deberes en verano

Los no defensores de cargar a los niños y niñas con deberes en verano argumentan que en caso de haber superado todas las asignaturas, merecen disfrutar de las vacaciones, muy especialmente de los días en los que toda la familia puede estar junta, de la misma manera que lo hacen los adultos.

Según este grupo, en el que podemos incluir la CEAPA (Confederación Española de Asociaciones de Padres y Madres del Alumnado), los alumnos ya tienen, en muchas ocasiones, muchos deberes durante el año escolar –y así lo ratifica la OMS- y en verano necesitan descansar del estrés, agobio y cansancio del año.

No obstante, también tiene en cuenta que las vacaciones son muy largas y sí que aconsejan, además de pasar todo el tiempo posible con la familia, motivarles a leer libros que les gusten, dibujar con ellos y, en definitiva, crear vínculos a la vez que aprenden lúdicamente.

¿Cuántas veces te has sorprendido a ti mismo con un bolígrafo en la boca? Es común que mientras leemos o pensamos el bolígrafo acabe en contacto con nuestros labios o y/o dientes. Y la pregunta es: ¿entraña algún peligro para la salud?¿Cuáles son los verdaderos peligros de chupar o morder bolígrafos?

Peligros de chupar o morder bolígrafos desde el punto de vista microbiológico

Según una entrevista concedida al diario ABC por Víctor Jiménez, Profesor de Microbiología de la Universidad Complutense de Madrid, cualquier objeto que nos llevemos a la boca puede ser peligroso.

Tenemos que tener en cuenta que cada vez que dos personas se dan un beso en la boca están compartiendo 700 especies de bacterias que pueden vivir en nuestra boca. Son, por tanto, muchos más los que hay en un bolígrafo que, en muchos casos, pasa de mano en mano.

También podemos pensar, a priori, que puede ser un factor de riesgo que se caiga al suelo. Pero, según Jiménez, tampoco es determinante porque para que se produzca una infección pueden ser necesarias seis bacterias o 4.000 porque todo depende del microorganismo.

De hecho se considera que en el cuerpo humano hay más bacterias que células humanas. Y la proporción se establece en diez a uno. Cabe destacar que la función de estas bacterias es crucial en procesos como la digestión, la inmunidad y el crecimiento.

Anabel López, profesora de Microbiología de la Universidad Autónoma de Madrid, declaraba al mismo periódico que es muy difícil que se produzca una infección chupando un bolígrafo porque en éste es muy probable que encontremos las mismas bacterias que hay en nuestra piel. Al hilo de esta afirmación, la profesora también destaca que el exceso de medidas de higiene puede ser una de las causas de que cada vez hay más alergias.

Peligros de chupar o morder bolígrafos desde el punto de vista de los componentes del bolígrafo

Los fabricantes de bolígrafos y rollers siguen medidas para evitar el peligro de asfixia y reducir la toxicidad. En este sentido, tanto la tinta como los plásticos están hechos siguiendo la normativa EN 713. Ésta limita la cantidad de metales y otras sustancias peligrosas que podrían ser perjudiciales para el cuerpo si se chupa o muerde un bolígrafo.

También hay otra normativa, esta conocida como UNE 11540, que tiene el objetivo de limitar el peligro se asfixia en caso de ingerir un capuchón accidentalmente. Para limitarlo lo que se hace es perforar un extremo o no exceder un diámetro que se considera de peligro.

Otros peligros de chupar o morder bolígrafos

Cuando nos referimos a los peligros de morder bolígrafos no debemos pasar por alto que, al tratarse de una superficie dura no pensada para ser mordida, puede ser ampliamente perjudicial para nuestra dentadura.

El bolígrafo, en sus múltiples presentaciones, forma parte de nuestra vida cotidiana. Pero, ¿te has preguntado alguna vez en qué año se inventó? ¿Quién fue su inventor? ¿Qué le llevó a sentir la necesidad de inventarlo? En este artículo, en el que esperamos descubrirte muchas cosas, vamos a explicar las curiosidades de la historia del bolígrafo.

Curiosidades de la historia del bolígrafo

El inventor del bolígrafo

El inventor del bolígrafo se llama Ladislao Biro y el próximo mes de setiembre hará 118 años de su nacimiento. Este periodista de origen húngaro no sólo inventó el bolígrafo, tiene en su haber 32 inventos más entre los que podemos destacar: una máquina para lavar ropa, un sistema de cambios de marchas para automóviles, un vehículo electromagnético, un termógrafo clínico, etc.

Pero fue el bolígrafo el más popular de todos sus inventos.

Cómo se inventó el bolígrafo

Biro estaba harto de que la pluma, en demasiadas ocasiones, se le atascara a mitad de un reportaje y de los borrones de tinta y pensaba sin parar en inventar un utensilio de escritura que no tuviese estos inconvenientes y se puso a trabajar en ello junto con su hermano.

Pero no fue hasta que no vio unos niños jugando en el parque cuando tuvo la idea que dio pie al bolígrafo tal como lo conocemos hoy en día. Había un charco y observo el trazo que dejaba la pelota cuando salía de éste. Fue a partir de esta idea que empezó a trabajar en la bola como eje conductor de la tinta en el bolígrafo.

Otras curiosidades de la historia del bolígrafo

  • Fue el ex presidente de Argentina Agustín Pedro el que vio a Biro tomar notas con su prototipo de bolígrafo y se interesó en éste. Años después nuestro querido inventor se instaló en Buenos Aires y creó la compañía que se encargó de lanzar su invento al mercado bajo el nombre de Birome.
  • Biro presentó también el prototipo en Hungría y Francia pero no lo llegó a comercializar porque pensaba que no iba a tener éxito.
  • Cuando se empezó a comercializar, su precio rondaba los 100 dólares y se vendía como un juguete. En la actualidad existen infinidad de tipos y modelos y la gran mayoría están al alcance de todos los bolsillos.

¿Cuánto hace que no envías una carta a mano y la envías por correo postal? Cada vez escribimos menos a mano porque lo hacemos en otros dispositivos como ordenadores, tabletas o teléfonos móviles. Pero los beneficios de escribir a mano, como veremos a continuación, son muchos.

Seguro que muchos de nosotros nos hemos preguntados si existen diferencias entre escribir a mano y escribir tecleando –también conocido como escribir a máquina-. Y sí, la respuesta, según los expertos es sí, existen diferencias significativas.

Beneficios de escribir a mano

Evita las distracciones

A menudo, cuando escribimos en el teclado lo hacemos desde un dispositivo conectado a internet que nos ofrece multitud de distracciones: páginas web, redes sociales, juegos, etc.

Contrariamente, la escritura a mano nos demanda toda nuestra atención. Es así porque cuando escribimos a mano tenemos que estar pendientes de pensar en lo que vamos escribir, manejar el utensilio de escritura con el que lo vamos a hacer, visualizar y escribir.

Mejora el aprendizaje

Escribir a mano es muy bueno para retener información o estudiar. Es así porque, tal como hemos apuntado en el apartado anterior, cuando escribimos a mano centramos todos nuestros sentidos en esta actividad debido a su complejidad.

De hecho en nuestro cerebro hay un área conocida como Sistema de Activación Reticular que se encarga de ordenar aquellas actividades que realizamos por orden de importancia. Y el acto de escribir, según los expertos, está siempre en primer plano.

Además nos permite hacer esquemas. Algo que es muy importante a la hora de organizar nuestras ideas y pensamientos.

Mantiene el cerebro activo

El hecho de escribir a mano nos ayuda a envejecer mejor porque, en tanto que es una actividad que involucra diferentes actividades motoras, la memoria, etc., es un muy buen ejercicio mental.

Escribir a mano, en definitiva, es una excelente gimnasio para nuestra mente y nuestra creatividad.

La creatividad en los niños es como un músculo que se debe ejercitar para que vaya creciendo. Para fomentarla hay gran cantidad de actividades y ejercicios que se pueden realizar tanto en casa como en el colegio. Es importante fomentar la creatividad en los niños porque se considera que ésta contribuye positivamente en su vida adulta.

Fomentar la creatividad en los niños contribuye a crear futuros adultos autónomos, con capacidad de pensar por ellos mismos y aplicar la imaginación a diversas áreas vitales.

Consejos para fomentar la creatividad en los niños

Hay muchas maneras de desarrollar la creatividad en los más pequeños, aquí haremos hincapié en algunas de las que se consideran las más básicas y no demandan, en ningún caso, grandes infraestructuras ni conocimientos.

Dejares tiempo y espacio para que jueguen

Este consejo parece muy obvio pero, a menudo, sobrecargamos a los niños de actividades. Al salir de la escuela practican deporte, van a clase de inglés, a música, a danza, etc. y pocas veces les acostumbra a quedar tiempo para algo tan importante como jugar. En este sentido, es importante que reservemos un tiempo para que puedan jugar.

De la misma manera, debemos dejarles libertad para que creen e inventen sus propios juegos. Los adultos, en muchos ocasiones, por diferentes condicionantes y circunstancias vitales tenemos mucha tendencia a la negación y es importante que dejamos, dentro de unos límites, claro está, espacio a la libertad de creación de los niños.

Tener en cuenta sus ideas

Es esencial que cuando un niño cante, baile, nos muestre un dibujo o cualquier otra actividad fruto de su creatividad no nos riamos. A pesar de que nos pueda parecer graciosa, hacerlo podría ser tomado por el niño o niña como una burla y se podría desmotivar y frustrar. Es, por tanto, básico darle valor a sus actividades creativas.

Asimismo, también debemos educarles para que ellos tampoco se rían de lo que hacen sus compañeros o amigos ya que en el ámbito de la imaginación y la creatividad no hay cosas que estén bien y cosas que estén mal.

Además también tenemos que dejar que los niños cometan errores porque éstos son parte del aprendizaje.

Pensamiento crítico

Desarrollar el pensamiento crítico es esencial. Podemos ayudar a los niños y niñas a conseguirlo animándoles a qué se planteen cosas y, cuando lo hagan, ayudarlos a encontrar una respuesta pero priorizando que sean ellos los que encuentren la respuesta.

Para ello es recomendable proporcionarles nuevas experiencias como excursiones o viajes. Lo desconocido, normalmente, les conlleva nuevas preguntas y dudas y, por tanto, aprendizaje.

Dibujar

El dibujo y la pintura, como ya hemos visto en artículos anteriores, es una actividad muy apropiada para fomentar la creatividad en los niños.

Es importante que el niño dibuje en un papel en blanco, sin muestra para copiar, aquello que le venga a la mente y desee. De esta manera el niño también se estará comunicando con nosotros.

Si te ha gustado este post, ¡compártelo!

La grafología asegura que, a través del estudio de la escritura, podemos saber sobre la personalidad y la forma de relacionarse de una persona con los demás, consigo mismo y con los diferentes aspectos de la vida. El significado de la letra G en grafología está muy ligado a a las relaciones románticas y sexuales.

Según los estudiosos de la materia, la letra G es la letra del sexo y el amor y puede desenmascarar aspectos de nuestra persona relativos al erotismo, la líbido y las fantasías sexuales. En este sentido, también apunta a la capacidad de la persona de relacionarse y vincularse con el otro.

Significado de la letra G en grafología

A continuación vamos a explicar el significado que tiene la forma como trazamos las diferentes partes de la letra G que son: el óvalo, el pie y el bucle.

El óvalo

Esta parte de la letra G, que es la cabeza de la letra, representa lo que se conoce como yo personal. Los expertos aseguran que cuando esta parte de la letra G –siempre hacemos referencia a la letra en minúsculas- es muy grande, el autor es narcisista y no tiene consideración por la pareja. En el plano sexual es posible que sea un buen amante, pero siempre necesitará reconocimiento.

En el caso, contrario, el de las personas que dibujan un óvalo muy pequeño, se consideran que tienen la autoestima baja y dejan anular con relativa facilidad.

El bucle

El bucle, también conocido como panza, está relacionado con la creatividad en el ámbito sexual. En el caso de que el trazo de la panza coincida con el del óvalo nos encontramos, según esta disciplina, con una persona equilibrada en la pareja que entrega el afecto de la pareja.

Las personas que lo dibujan más ancho se cree que tienen tendencia a las fantasías eróticas y a recurrir a las pornografía y los juguetes eróticos. Las personas que lo trazan más pequeño se considera que les cuesta salir del sexo tradicional y convencional porque es donde se sienten cómodas.

El pie

El pie, que es el palo hacia debajo de la letra, está relacionado con la capacidad de los instintos. Cuánto más largo sea éste, mayor pulsión sexual y, cuánto más corto, menos.

A la forma como acaba el pie también se le atribuye un significado. Si se acaba en ángulo refleja tendencia al sadismo y en triángulo, represión.

Para más información sobre el significado de la G en grafología consultar este amplio artículo.

Varios estudios han demostrado que los beneficios de dibujar para los niños son muchos. Aumento de la autoestima, mejora de la psicomotricidad y mayor valoración del arte son sólo algunos de ellos. ¿A qué esperas para sentarte con los pequeños de tu alrededor a dibujar?

Beneficios de dibujar para los niños

1. Fomenta la comunicación con los adultos

Para los más pequeños el dibujo y la pintura son un manera de expresarse con la que se desenvuelven mejor que con el lenguaje verbal. De hecho los expertos recomiendan poner mucha atención en los dibujos que crean.

2. Aumenta la autoestima

A medida que los niños van aprendiendo a dibujar y a pintar se van sintiendo mejor consigo mismos. En este sentido, debemos tener en cuenta que, además, en el dibujo no hay unas reglas que indiquen tajantemente que es lo correcto y lo incorrecto y, por tanto, pueden llevar al niño o niña a la frustración.

3. Contribuye a la relajación

Dibujar relaja tanto a los más pequeños como a los más mayores. Esto es así porque permite la evasión y la expresión de determinados sentimientos.

En esta línea, tal como hemos apuntado en un apartado anterior, los niños, muy especialmente los más pequeños que todavía no controlar el lenguaje verbal, pueden, mediante el dibujo, utilizando colores y formas, expresar sus sentimientos y comunicarse.

4. Mejora la psicomotricidad

El hecho de coger un bolígrafo, un rotulador, un lápiz o un pincel ayuda a los niños y niñas a entrena y regular los movimientos de la muñeca y la mano. Y esto tendrá, posteriormente, incidencia muy positiva en tareas como, por ejemplo, la escritura.

5. Diversión

Divertirse es esencial tanto para pequeños como para adultos. El dibujo, en tanto que pertenece al ámbito de la creatividad, permite crear mundos nuevos en los que todos es posible: árboles rosas, melocotones cuadrados, casas voladoras, etc.

6. Puede servir como terapia

Por muchos de los motivos expuestos en puntos anteriores, como la contribución a la mejora de la capacidad comunicativa, la creatividad, etc., puede servir como terapia porque el descanso mental que genera disminuye el estrés e induce a la relajación y la felicidad.

Es en este sentido que muchos especialistas consideran que dibujar es altamente recomendable para niños con trastornos que conllevan dificultad de comunicación, muy nerviosos o con problemas de agresividad.

Vemos por tanto, que el dibujo tiene múltiples beneficios para los más pequeños, y también para los adultos. ¿A qué esperas para sentarte con los pequeños de tu alrededor a dibujar?